¿Cómo cuidar la lavanda? | los mejores consejos

lavanda-cuidados-y-consejos

La lavanda es una de esas plantas aromáticas especiales que son perfectas para el hogar. Cuidar la lavanda no es muy complicado; y nos brindan no solo el placer de disfrutar de la belleza natural de esta planta, sino también su mayor virtud: su particular e irresistible aroma. Es un aroma que huele a verano, a naturaleza y fuente de remedios naturales.

Debido a que es un arbusto silvestre, la lavanda es una planta resistente que no necesita que muchos de nosotros florezcamos durante los meses de verano. Es mucho más: es importante entender que esta planta todavía puede crecer en zonas rocosas y a pleno sol. Esto nos da una indicación aceptable de sus necesidades limitadas.

¡Averigüemos para qué se usa esta maravillosa planta en casa!

Los mejores consejos sobre el cuidado de la lavanda 🌹🌷

La lavanda en una de sus variedades (hay muchas más de 60 tipos) es perenne, por lo que sus hojas no se renuevan todos los años. Con un metro y medio de altura, esta planta es un arbusto que adquiere un carácter leñoso. Esto hace que la lavanda sea ideal para crear hermosos bordes y esquinas (que se vuelven aún más interesantes con la llegada de su flor única).

Algo que podemos lograr siguiendo unos pasos básicos para el cuidado de esta planta:

¿Cuál es el mejor sustrato? 🌱

lavanda-jardin

Además de requerir un sustrato alcalino (es decir, pH alto), la lavanda es importante para su crecimiento adecuado. Si nuestro suelo es ácido, debemos compensar esta acidez con un sustrato específico (que hay que utilizar varias veces) o añadiendo cal para aumentar el pH.

Además de asegurarse de que la planta tenga este tipo de sustrato, es importante que la lavanda tenga un buen drenaje. Lo ideal es que dispongamos de un fondo arenoso (que facilitará la evacuación del agua y evitará rastros de humedad). Este aspecto es especialmente importante porque las raíces de lavanda no toleran el estancamiento de agua en ninguna época del año, pero principalmente en invierno (cuando el exceso de agua en las raíces puede congelarlas y matar la planta).

Plántala en el lugar indicado 🌺

No existe un ángulo específico, sino uno que cumpla con las condiciones necesarias. Con esto, explicamos cómo es posible plantar lavanda y disfrutarla con éxito tanto en una maceta (que debemos elegir con cuidado: debe tener un diámetro de entre 30 y 40 centímetros) como directamente en el suelo. Es importante que la planta esté bien ventilada o que al momento de la siembra no solo no permita que pase demasiado cerca de otras plantas, sino que también prediga el tamaño que puede alcanzar cuando comience a crecer (una cierta distancia para salvar cualquier otra planta). ). Asimismo, podrá crecer con normalidad sin perjudicar el desarrollo de las plantas convivientes.

Además, es importante que la planta esté expuesta a la luz solar directa durante al menos seis horas al día. Una razón aceptable para evitar al plantarla en el suelo es que está cerca de árboles que pueden ocultarla de la luz.

¿Cómo debes regarla? 💦

Gracias a su carácter rústico, la lavanda también ayuda a los períodos de separación de agua en la naturaleza. Sin embargo, debemos prestar atención al sistema de riego, especialmente en los meses de desarrollo, cuando tenemos que renunciar al riego moderado. Es importante regar, evitando siempre remojar sus ramas y flores. Corremos el riesgo de que los hongos se multipliquen en la planta.

Durante los meses fríos, pondremos el riego y nos centraremos en las horas centrales del día para evitar que las raíces sigan reteniendo la humedad cuando llegue la noche. Durante los meses calurosos lo ideal es regar con regularidad una vez a la semana, siempre que el sustrato esté seco antes de empezar (si aún contiene humedad, esperaremos un poco más antes de volver a regar).

¿Es necesario abonarla? 🌳

lavanda-oscura

Bueno, es mucho más, ¡no se recomienda! Como buen arbusto resistente, no es muy exigente con la calidad del suelo, y una fertilización excesiva puede hacer que la flor pierda su característico aroma fuerte. Si el suelo en el que se va a plantar es muy pobre, o para estos ejemplares en maceta, se recomienda aplicar una solución mínima de fertilizante antes del período de floración.

¿Cuál es el tiempo de poda? 🍃

Y cuando la fertilización de la planta no es estrictamente necesaria, es necesaria la poda. Es decir, algo que no se debe confundir con atrapar tus flores (si el objetivo es que sean con fines decorativos o incluso medicinales). Con el inicio de la primavera o principios de otoño (siempre antes o después de la floración), lo mejor es hacer un tamaño pequeño que nunca supere la mitad del tamaño de la planta. Gracias a ello estimularemos el desarrollo de nuevas ramas, pero también de sus flores.

Esta tarea la haremos en estas lavandas, dispuestas de manera que formen un cierre o un borde, con una pequeña diferencia: además de cortar en altura, debemos hacerlas en el contorno (para ofrecerlas como queramos, y Todo el cierre permanece en la misma línea estética).

Y con estos cinco pasos para cultivar lavanda, es extraño que dudemos en confiar en su gran aroma durante los meses de verano. Uno que también es un verdadero imán para la biodiversidad de la fauna que vive en el jardín y, por tanto, necesario para la sostenibilidad de la naturaleza.

Visita otros artículos de interés

Visita otros artículos relacionados que aquí te dejamos para que continúes aprendiendo del hermoso mundo de la jardinería:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
×